martes, 2 de diciembre de 2014

Halong Bay, tres días y dos noches navegando entre dragones

Hay decenas de opciones, para todos los gustos, preferencias y presupuestos en cualquiera de las agencias del Old Quarter de Hanoi. Los precios oscilan entre la nada y el todo, puedes encontrar "lo mismo" a precios que ni se parecen, así que es cuestión de prioridades y decidir si se prefiere valorar más el precio o por el contrario asegurar con una de las agencias más consolidadas, recomendadas y que pese a tener precios menos baratos, ofrecen ciertas garantías y calidad. Dicho esto, si te decides por las opciones más económicas, no esperes que al llegar allí sea justo lo que te han vendido o vayas a pasar los días más confortables de tu vida, nosotros supimos de gente (y ya lo había leído previamente) que encontraron de todo (sí, de todo) en el camarote, que la comida era infumable o que su barco simplemente los recibía, paraba al lado de veinte barcos más en la zona más turística y se limitaban a decirles que eso era la Bahía de Halong.

Una última opción es ir directamente por tu cuenta a Halong City, presentarte en el embarcadero y subirte a alguno de los barcos que ofertan allí, con el riesgo de que no haya sitio y tengas que esperar algún día o de que lo que haya no te guste.

Nosotros tiramos por lo seguro (la experiencia me ha enseñado a asegurar cada vez más este tipo de cosas) y contratamos un crucero de 3 días y 2 noches con Vega Travel, una de las agencias que mucha gente recomienda y que sin ser excesivamente cara ni tampoco de lujo, supuestamente ofrecía un servicio exquisito y como más tarde comprobaríamos, así iba a ser.

Básicamente hay 3 opciones para visitar la Bahía de Halong:

1. Tour de ida y vuelta el mismo día --> Hay más de 3 horas ida y 3 horas de vuelta hasta Halong City, es decir el tour se limitará a un par de horas de crucero, conocer la parte más cercana y superficial de la bahía y dar media vuelta.

2. Tour de 2 días y 1 noche a bordo
--> Aquí ya hay tiempo para más, aunque no os penséis que sobrará mucho. No te alejas demasiado de la propia bahía (hay otra zonas más alejadas, menos masificadas y más bonitas) pero pasas una noche a bordo, que creo que es lo mínimo y merece la pena.

3. Tour de 3 días y 2 noches --> El que nosotros escogimos. Queríamos disfrutarla y vivirla con calma, sin prisas y además acercarnos a la isla de Cat Ba, la más grande de la bahía. Además queríamos visitar la cercana Bai Tu Long, mucho menos masificada que Halong Bay y que todo el mundo coincidía en que era mejor que la bahía famosa. Además, la primera noche era en el barco y la segunda en un hotel en Cat Ba, así que había un poco de todo.

Así, nosotros partimos temprano por la mañana hacia nuestra penúltima parada en tierras vietnamitas y llegamos tras casi 4 horas de camino al embarcadero de Halong City. Una vez allí, nos llevaron al barco, nos enseñaron nuestros camarotes y nos dieron de comer. La cosa empezaba bien; la comida era copiosa, variada y deliciosa. Por fin estábamos en la deseada Halong Bay, una de las siete maravillas naturales del mundo.



Pasamos el primer día a bordo navegando en dirección a la “desconocida” Bai Tu Long y rápido ves como te alejas del resto de barcos (solo unos pocos llegan allí), de hecho éramos 3 barcos esa noche en la zona. Antes del anochecer hicimos sesión de kayak, llegando a varias cuevas y a una laguna donde solo se puede acceder con embarcaciones del tamaño kayak, en la que estábamos completamente solos y pudimos bañarnos.

Después de la sesión de deporte nos esperaban para una clase de cocina y la cena, antes de irnos a dormir para afrontar el segundo día en el barco.


Anochece en Bai Tu Long

El segundo día lo pasamos en la isla de Cat Ba, dejamos el barco y cogimos unas bicis para explorar el Parque Natural, con vistas maravillosas y algún pico pequeño que ascendimos entre el barro y los insectos y acabó siendo más complicado de lo que todos pensábamos, aunque realmente divertido.

Por cierto, el hotel de la segunda noche es espectacular, viene incluido en el precio y tiene unas vistas sobre el puerto y el paseo marítimo sensacionales y ni decir cabe que la habitación era de diez.




El último día, ya sí, se lo dedicamos a la Bahía de Halong, con sesión de kayak y vuelta entre las monumentales rocas hasta llegar al puerto y coger la minivan de regreso a Hanoi. Navegar con el barco entre esos pedruscos gigantes es espectacular y si lo haces con kayak te sientes diminuto, como navegando entre gigantes y pudiendo observar realmente la grandeza del lugar. La Bahía de Halong es realmente un sitio único y si puedes pasarla en un buen barco se convierte en una experiencia inolvidable.

1 comentario:

  1. Hola amigos. Vivimos en Bangkok y tenemos previsto visitar Vietnam y la famosa bahía de Halong en cuanto encontremos alguna oferta de vuelo interesante. Echamos en falta en vuestra entrada un poco más de información en cuanto a precios y el nombre y el lugar de la agencia donde comprasteis el pack de tres días. Si todo os fue bien nos interesa seguir vuestros pasos y hacerla también. Gracias y saludos desde BAngkok.

    ResponderEliminar